Sello de Calidad
Portada » Patrimonio Camagüeyano » Camagüey Legendario » Flora y fauna camagüeyana

Flora y fauna camagüeyana

Paisaje en Sierra de Cubitas Manifestación: Generales 

Las zonas naturales más conservadas se localizan en las cayerías del norte y el sur, así como en sierras, alturas y colinas. En las cayerías predominan los bosques de mangle y la vegetación de costa tropical. Abundan los cocoteros, otras palmáceas y la uva caleta.

En la Sierra de Cubitas existen aún bosques con árboles como el cedro, la caoba, la jía, el ocuje y la ceiba.

A lo largo de los 260 km de esta sierra se desarrolla una exuberante flora con más de 300 especies. Abundan allí las orquídeas y helechos. En las áreas de bosques tropicales se localiza la mayor concentración de tocoros, el ave nacional. Hay también sinsontes, cateyes, carpinteros y zunzuncitos (el ave más pequeña del mundo).

En la extensa zona de la cayería norte habitan equinos y bovinos salvajes, venados, jutías, iguanas, tortugas, venados cola blanca y antílopes negros. Al sur de Cayo Sabinal está una de las zonas del Caribe con mayor concentración de flamencos rosados. Allí, y en las proximidades del río Máximo, también anidan y crecen otras aves acuáticas, como la sevilla, pelícanos y cocos blancos y prietos; en la desembocadura del río crecen –en cautiverio o vida libre— cocodrilos. Cayo Sabinal conserva aún casi intacta su flora y fauna.

Poblado de venados, hay reses y caballos salvajes y puercos jíbaros. Avifauna y especies vegetales únicas. Debe su nombre a que allí abundaban las sabinas, árboles silvestres endémicos de las costas bajas, cayos arenosos y desembocaduras de los ríos. Su madera, rosada y perfumada, se empleaba en muebles, bastones, obras de arte y lápices. Hay, curiosamente, una especie que crece solamente cerca del Pico Turquino, en la Sierra Maestra.

Cayo Romano se hizo célebre por el ganado cimarrón, las manadas depuercos salvajes y perros jíbaros, las bandada de flamencos y corúas, y las manadas de caballos enanos, quedescienden de los sobrevivientes del naufragio, a principios de este siglo, de un vapor que conducía hacia Venezuela un circo con animales amaestrados. Cayo Cruz, por su parte, alberga una rica avifauna, que anida en los arbustos, árboles y lagunas interiores.

Unos 150 monos macacos viven en cauriverio en Cayo Guajaba, bien atendidos —como todas las otras especies— por su otrora enemigo principal.

Muy cerca de la playa Santa Lucía se localizaron recientemente ejemplares de manatí, quzá los últimos de su especie. Ahora son cuidados por los especialistas en la boca del río Saramaguacán, en la bahía de Nuevitas

Tortugas, iguanas y gaviotas comparten con las palmáceas su territorio en Cayo Caguama, en la cayería Jardines de la Reina. En el canto del veril sobresalen colonias de coral negro, gorgónidos de gran tamaño, esponjas y abundantes especies de la fauna marina..

Es autóctona una bella mariposa amarilla y naranja: la avellaneda o mariposa de La Avellaneda (Phoebis avellaneda) de la familia de los piéridos (Pieridæ). Es una de las mayores y más hermosas del grupo, con una expansión de alas de 80 a 100 mm, y se cuenta entre las más brillantemente coloreadas de Cuba.

Autor: Raúl Valdés Vivó