Sello de Calidad
Portada » articulos » Cine » Rumbatá y la calle Cielo inspiran nuevo documental de Isabel Santos

Rumbatá y la calle Cielo inspiran nuevo documental de Isabel Santos

Isabel Santos y su equipo, foto de la autora

La vieja calle Cielo, de la ciudad de Camagüey, con sus fachadas tristes y grises, era un avispero de gente en la tarde de este martes 18 de septiembre.

Dirigidos por la actriz y documentalista cubana Isabel Santos, un grupo de realizadores filmaban escenas para una nueva producción sobre el grupo Rumbatá, cuyos integrantes, en su mayoría, nacieron y crecieron en esta zona, la más antigua y periférica del centro histórico de la ciudad.

Precisamente ese panorama natural le atrajo mucho desde que se enamoró de la idea de hacer el audiovisual sobre esta agrupación que, para ella, es la que mejor rumba hace en el país.

Comenzaba a caer una pertinaz llovizna cuando todavía rodaban algunas escenas, entre el bullicio y el ir y venir constante de las personas; las mismas que no faltan a ninguna presentación de Rumbatá, y que bailan con ellos su ritmo sano y folclórico, que es tan suyo como la historia que viven cada día.

Gente toda que hace la historia de esta zona citadina declarada como Calle de la Rumba a mediados del año 2015, en homenaje

a grandes rumberos, como Quintín y Fila, desaparecidos ya, pero que ayudaron a  conformar  la leyenda de la rumba en Cielo; y también como homenaje a todos los vecinos, amantes en su mayoría de ese género musical y cultivadores de las tradiciones afrocubanas; y a las prominentes comparsas, que allí tienen su origen, porque fue donde nació y todavía crece de forma espontánea, la rumba.

“Por eso decidí titularlo Gente de pueblo –comenta Isabel Santos-, justamente porque el talento de estos músicos nació en esta zona que muchas veces olvidamos y hasta invisibilizamos.

“Yo creo mucho en las señales de la vida, por eso cuando comencé a ver a Rumbatá en la Televisión, me di cuenta de lo interesante del trabajo que realizan. Finalmente, cuando estuve en Camagüey para la presentación de mi primer documental -Gloria city-, le hablé a Joseíto (José Rodríguez Barrera, director de la Oficina del Historiador de la Ciudad), de mi deseo de hacer el audiovisual.

“Así nació esta idea. Es un documental a Rumbatá, a Wilmer, (Wilmer Ferrán, director del grupo); pero también es un documental para esta ciudad maravillosa, que tiene una historia tremenda, y también porque la rumba, a pesar de haber sido declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, está invisibilizada.

“Hay muchos prejuicios aún, y a veces les pasamos por encima a cuestiones como el racismo, y pensamos que están resueltas, pero no lo están; yo creo que la gente le tiene miedo a la rumba y a los prejuicios que esta ha arrastrado. Por eso creo que es un momento de unión y de inclusión; a la rumba le debemos muchísimo”.

El documental,  -segundo de esta realizadora- es coproducido por la Oficina del Historiador de la Ciudad de Camagüey.

Las filmaciones aquí transcurrirán hasta el próximo 26 de septiembre, y la documentalista tiene previsto culminar la obra a finales del año próximo para, luego de su premier en Camagüey, presentarla en el Festival del Nuevo Cine Latinoamericano, de La Habana.

En la calle Cielo, rodeada de gente humilde y agradecida, Isabel me habló de la satisfacción por haber escogido esas locaciones, donde una arteria cerrada y amplificadores de audio a todo volumen bastan para que los amantes de la rumba reciban en allí el sonido de los tambores, esos que desde tiempos inmemoriales le han dado un toque diferente a sus vidas en ese punto de la geografía camagüeyana.

“Creo que Camagüey es una ciudad hermosa y que se ha hecho mucho por su restauración, que ha costado millones. Pero yo digo que el Camagüey también es esta parte, y no podemos quedarnos solo con el centro histórico, del que estamos orgullosos; debemos ir también a los barrios, porque esta otra parte es también la ciudad. Los barrios y la gente más humilde son también este país. La calle Cielo tiene fachadas hermosísimas, que conforman también nuestro patrimonio”.

Según me comentó Isabel, Gente de pueblo es un documental largo y muy costoso, pero cuenta con un gran equipo de producción.

“Han sido días de muchas angustias, pero Rumbatá se lo merece”.

La lluvia se hizo más fuerte, el equipo de realizadores recogió todo y se marchó. Yo me alegré de haber conocido a Isabel y de que por fin me diera la entrevista que estuvo dudando unos minutos.    

Entonces, la calle Cielo volvió a quedar como siempre: con sus fachadas tristes y grises, con gente mirando a todo instante, y donde algunas casas nacen nuevas, pero en todas, desde dentro de sus almas más de cinco veces centenarias, se siguen alzando las leyendas. 

Autor: Mariela Peña Seguí

Fuente: Radio Cadena Agramonte

Contenidos Relacionados

COMENTARIOS (0 EN TOTAL)

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Etiquetas HTML permitidas: <a> <em> <strong> <cite> <code> <ul> <ol> <li> <dl> <dt> <dd>
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Entre los caracteres que ve en la imagen.